3 recetas fáciles y deliciosas con jugo de manzana natural

Comparte las buenas noticias

La manzana es una de las frutas más populares, es versátil y muy rica. Aquí te dejo tres recetas con jugo de manzana natural como muestra.

Hace un tiempo te contaba cómo el jugo de manzana es de mis favoritos, sobre todo porque beber un vaso de estos diariamente es muy beneficioso para la salud. Además me encanta entrar a la cocina y experimentar con este jugo, lo pongo en salsas, carnes (con cerdo combina de maravilla), ensaladas, postres…

Te recomendamos leer: Beber jugo de manzana natural para una buena salud

Entre muchas recetas escogí estas tres para compartirlas contigo.

 

Mermelada de manzana

Un clásico, comerla con pan integral tostado en las mañanas junto a una infusión natural es un desayuno ideal para esos días en que no tienes mucho tiempo para cocinar.

 

Ingredientes:

  • 1 kilo de manzanas dulces 
  • 2 cucharadas de jugo de limón
  • La piel de un limón grande
  • 1 taza de jugo de manzana natural, sin azúcar añadida
  • Canela en polvo al gusto
  • Azúcar al gusto, no más de una taza, pero si puedes evitar añadirle azúcar es mejor.  

 

Preparación:

Pela las manzanas y córtalas en cubos medianos. Coloca la manzana junto con todos los demás ingredientes en una en una olla lo suficientemente grande.

Cocina a fuego alto por 10 minutos. Después baja el fuego a intensidad media y deja hervir por 20 minutos aproximadamente. Hasta que las manzanas estén traslúcidas y suaves, y el líquido se haya reducido a la mitad. Recuerda remover constantemente para que no se queme.

Por último, baja el fuego por 10 minutos más. Durante este tiempo utiliza una cuchara de madera para deshacer la manzana hasta que quede en la textura que prefieras, con algunos trozos o completamente deshecha.

Vierte cuando aún esté caliente en jarras de vidrio estériles y sella muy bien. Deja en el refrigerador por un par de días antes de consumir.

Esta será la descripción de la primera imagen del Articulo en el primer bloque
Esta será la descripción de la imagen del Articulo en el segundo bloque

 

Vinagreta de manzana para ensaladas

Se viene la época de calor y con ella las ganas de comer alimentos fríos y frescos. Las ensaladas de hojas verdes son populares y esta vinagreta les combina muy bien.

 

Ingredientes:

  • 1 taza de aceite de oliva extra virgen
  • ⅓ de taza de jugo de manzana natural
  • ⅓ de taza de vinagre de cidra
  • 1 cucharada de cebolla finamente picada
  • 2 dientes de ajo finamente picados
  • 1 cucharada de mostaza dijon
  • 2 cucharadas de miel, mejor si es orgánica
  • 1 cucharadita de sal
  • Pimienta
  • Hierbas picadas al gusto, estragón, orégano o tomillo quedan bien.

 

Preparación:

Coloca todos los ingredientes, excepto el aceite de oliva, en un recipiente de vidrio con tapa y agita. Deja descansar por 5 minutos.

Agrega el aceite de oliva en forma de hilo, mientras integras todo con unas varillas o un tenedor.

Mantenlo en refrigeración, será útil por hasta 3 semanas.

Esta será la descripción de la imagen del Articulo en el tercer bloque

 

Bowl de quinoa y manzana para el desayuno

No necesariamente lo debes comer al desayuno, es también un postre para cualquier hora del día, si como a mí te gustan las cosas dulces.

 

Ingredientes:

  • ½ taza de quinoa cruda
  • 1 ⅓ de taza de jugo de manzana natural
  • 1 manzana grande, pelada y en cubos
  • 1 cucharada de mantequilla o aceite de coco
  • canela en polvo
  • extracto de vainilla
  • Una pizca de sal
  • Opcional: pasas de uva o nueces, leche de almendra.

 

Preparación:

En una olla pequeña lleva el jugo a ebullición, cuando esté hirviendo baja el fuego y agrega la quinoa, manzana y sal, cubre con una tapa. Si vas a usar pasas de uva, añádelas en este momento.

Deja cubierto a fuego bajo sin levantar la tapa por el tiempo que le tome a la quinoa estar lista, presta atención a las instrucciones del fabricante. Sin destapar, apaga el fuego y deja reposar por 20 minutos.

Agrega la canela, vainilla y la mantequilla o aceite de coco y remueve. Puedes agregarle un poco de leche (con leche de almendra queda muy rico) o comerla tal cual está.

 

Si te animas a probarlas, me encantaría que me contaras qué te parecieron.

 

-Ivette

Descripción de imagen